Noticias
Fomentando el agrado por la lectura
Por
Francisco Contreras R.
Publicado:
21 Diciembre 2020
Leido 232 veces
Actividad replicó similares experiencias realizadas durante el año 2020
SEXTO BÁSICO. Enriquecedora experiencia de clases contó durante el año 2020 con la presencia online de los autores de los libros que leen los niños y niñas del Instituto. Última actividad tuvo a la escritora Lorena Rodríguez Kittsteiner conectada telemáticamente con sus jóvenes lectores de sexto básico.
FLEXIBILIDAD

La escritora de “Los viajeros del puerto”, “El juego de los inmortales” y “Desde la otra vereda” interactuó en horarios diferenciados con nuestros estudiantes del sexto A y B.

Si bien existe un marco de lecturas obligatorias que hay que leer en el colegio, los educadores del departamento de lenguaje de enseñanza básica tienen claro que no se puede olvidar el gusto de los alumnos, permitiendo flexibilidad. Y si se trata de dialogar con el escritor o escritora de uno de sus libros favoritos fomentará con mayor razón el gusto por la buena lectura.

LA ESCRITORA Y SU PROCESO CREATIVO

Lorena Rodríguez llegó muy puntual a la clase de los sextos básicos del ISM hace unas semanas. Compartió parte de su experiencia como escritora. Rodríguez recordó que estudió diseño gráfico. Más tarde se interesó en la pedagogía y posteriormente estuvo trabajando por largo tiempo en una biblioteca escolar. Hasta que decidió plasmar en palabras, párrafos y capítulos su prolífica imaginación, llena de aventuras orientadas al público juvenil.

Su primera novela es “Los viajeros del puerto” inspirada en Valparaíso y su “Nona”, su bisabuela de origen italiano. Novela con una trama muy ágil ambientada en épocas diferentes. “Este libro fue mi primera novela” dijo. “Por lo tanto le tengo mucho cariño y porque además tiene incorporados un montón de elementos que son familiares, como la vida de mi abuela, de mis papás. Están todos metidos en la trama igual que en una juguera”.

La historia es protagonizada por Elena y sus dos hermanos. Los tres viajan a la ciudad puerto a pasar las vacaciones de verano junto con sus abuelos porque sus padres viajan a Europa. Un panorama nada atractivo para jóvenes habituados a los computadores y las redes sociales. Sin embargo, su estadía tendrá un giro inesperado cuando los tres acaban viajando a la década de 1930.

“La idea de viajar al pasado simplemente surgió y no tiene nada que ver con Jumanji”, ríe la autora al recordar la película de Joe Johnston. Los tres hermanos tendrán una extraña y misteriosa oportunidad para explorar el antiguo hotel familiar, pero también para intentar evitar que una constructora concrete la compra de la casa de sus abuelos en el presente.

Lorena Rodríguez compartió a su atenta audiencia que la escritora inglesa Sally Gardner fue su inspiración para comenzar a escribir. Comenzó a leer sus cuentos. Comprendió que Gardner tenía una dislexia muy severa que le dificultaba aprender a leer hasta que recibió ayuda de algún profesor y se transformó con el paso del tiempo en una productiva escritora.

Planteada la situación, su reflexión apuntó a que, si Sally Gardner tuvo que lidiar con su dislexia, Lorena Rodríguez, que nunca había escrito una novela tenía una ventaja en la que no había reparado. “Me di cuenta que desde chica he sido una muy buena lectora. Mi mamá me regalaba muchos libros y en mi casa había muchos”.

El siguiente paso fue pensar qué me hubiese gustado leer cuando yo tenía doce o trece años de edad. “Y no solamente narrativa, sino que también no ficción”, dijo mostrando algunos ejemplos en pantalla del variopinto paisaje de la literatura al alcance de la mano. Su experiencia le ha mostrado que los estudiantes mayoritariamente prefieren leer libros de no ficción antes que de narrativa.

¿Qué voy a contar? La escritora reveló que apeló a la historia de su familia dueña de la franquicia de un conocido hotel en Ecuador, el Ritz. Enganchó con la idea de poder contar las historias y anécdotas de las personas que estuvieron ligadas a ese hotel familiar, mezcla de fantasía y realidad.

El paso siguiente fue construir sus personajes inspirados en sus propios hijos adolescentes. Sugirió a los estudiantes que deseen incursionar en el oficio de escribir que cada personaje tiene que tener elementos únicos para reconocerle fácilmente.

PACIENCIA

Dejó en claro a los niños y niñas presentes que para escribir hay que tener mucha paciencia. Investigar, escribir y reescribir muchas veces.

Lorena Rodríguez se dio el tiempo para responder una serie de preguntas formuladas por sus interesados espectadores conectados telemáticamente. Una de ellas ligada a los personajes adolescentes de la historia, híper conectados a internet. Sugirió a los jóvenes ver “The Social dilemma”, disponible en Netflix, a propósito de la desconexión entre las personas, las familias dominadas por los clics, los “me gusta” y las interacciones online y a las redes sociales.

Finalmente, la escritora dijo “Uno debe buscar el género de literatura que le gusta, sea narrativa o libros de no ficción. Hay revistas con reportajes interesantes. Muchas veces encontramos a niños que no pueden concentrarse con una novela, sin embargo, hay revistas con buenos artículos o libros informativos que les ayudan mucho. Eso también está perfecto. No hace falta que lean “Eragon” (la novela de Christopher Paolini), que es muy entretenida y se las recomiendo”, porque lo importante es sencillamente leer.

LEER SIN PRESIÓN

Valiosa contribución de los educadores de Lenguaje y Comunicación del Instituto San Martín, en sus distintos niveles. El trabajo aproximó a los niños para compartir sus preguntas, inquietudes y percepciones sobre “Los viajeros del puerto”.

El resultado concluyente para los educadores es que hay una instancia que da pie a que las pruebas queden en "casi" en el pasado.

Los niños buscan una forma de dar cuenta del libro. Por ejemplo, contando la parte más entretenida, confeccionando una maqueta, inventando un final distinto, o simplemente juntándose en grupo (hoy online) los que leyeron lo mismo y compartiéndolo al curso.

Alternativas hay muchas y los mismos estudiantes pueden ampliar el repertorio de las posibilidades de nuevas maneras de evaluar.
 

Noticias Relacionadas
Escuela de Rock
Publicado: 22 Diciembre 2020 / 223 Lecturas
Premiación afiches de la "Semana de la Ciencia"
Publicado: 26 Noviembre 2020 / 380 Lecturas
Broche de oro de charlas con el tema Eclipses
Publicado: 25 Noviembre 2020 / 231 Lecturas
© 2014 Todos los derechos reservados
Creado por Informática & Diseño Maristas Chile