Noticias
Un volantín chileno que se nos fue de las manos
Por
Francisco Contreras R.
Publicado:
17 Diciembre 2016, 18:59
Leido 481 veces
Misa celebrada en el ISM recordó la egregia y sencilla vida del Hno.Santiago
Tal encabezado refleja metafóricamente el sentimiento que ha embargado a la comunidad educativa del Instituto San Martín  la partida a la casa del Padre del Hermano Santiago Rosa Urquiza (Q.E.P.D.) y que se reflejó en la misa “In Memoriam” del pasado jueves 15 de diciembre.
Presidida por el Vicario de Curicó Ciudad y Curicó Rural, padre Cristian Avendaño, en un holgado gimnasio colegial que reunió a exalumnos, estudiantes, padres, apoderados y profesores que acompañaron a los Hermanos Ángel y José Luis en las rogativas por el eterno descanso del alma del Hermano Santiago Rosa, o simplemente “Andrés “como se conoció, hace ya varios lustros, en sus inicios como religioso en nuestro país.

“Atento, delicado, humilde, correcto,
de buen juicio y de buen trato,
de carácter firme, sabio y cercano,
dejaba huella en el corazón
de las personas por donde pasaba”


La lectura del Evangelio, según Sn Juan, “No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí. En la casa de mi Padre muchas habitaciones hay; de otra manera, yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros. Y si me voy y os preparo lugar, vendré otra vez y os tomaré a mí mismo, para que donde yo esté, vosotros también estéis.Y sabéis a dónde yo voy, y sabéis el camino.Le dijo Tomás: Señor, no sabemos a dónde vas; ¿cómo, pues, podemos saber el camino? Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad y la vida; nadie viene al Padre sino por mí.”

El centro de la reflexión del padre Avendaño reseñó cuando Jesús dijo: "Yo soy el camino". Él no es simplemente una persona que muestra el camino, sino que Jesús, personalmente, es el camino”, reforzó el padre Avendaño. Luego, subrayó que “Ninguna iglesia ni ceremonia puede llevarnos a Dios. Sólo Cristo puede hacerlo porque Él es el camino”, recordó el Vicario. Un camino por el que ya ha transitado el buen Hermano Santiago que recientemente nos dejó.

“Sobresalió por su sencillez y humanidad.
Amaba esta ciudad y siempre quería volver a ella.”


Por su parte, Jaime Inostroza Marín, rector del Instituto San Martín manifestó el honor a nombre de la comunidad que dirige el poder expresar su mensaje trayendo a la memoria de los concurrentes el tiempo compartido con el Hno. Santiago. “Una persona muy especial” –dijo – “fue parte importante de la historia de los 104 años del Instituto San Martín de Curicó.”

Jaime Inostroza expresó que hemos sido “testigos del amor que sentía por la ciudad de Curicó“ y por el cual muchas personas “guardan un gran cariño por él.” Destacó que la presencia del Hermano, “su conocimiento de las personas, su elegancia y al mismo tiempo su gran cercanía y sencillez hicieron que se quedara para siempre en el corazón de los curicanos y de los maristas de Chile” en una historia de vida que se inició en febrero de 1955 cuando llegó a Curicó siendo el tutor de “56 alumnos que cursaban su primer año de humanidades” y a los que acompañó hasta que egresaron seis años más tarde. Fue rector de este colegio y recibió en su gestión a las primeras estudiantes femeninas en las aulas del instituto, recordó –entre otros episodios- la autoridad colegial.

El rector Inostroza enfatizó que el Hno. Santiago, “en todas las misiones y destinos dejó siempre la marcada huella marista como fiel discípulo de San Marcelino, siendo un hermanito de María con sus alumnos; valorando y acompañando al laicado, a sus familias.”

“Él era un volantín chileno que se nos fue de
las manos hacia el cielo azul, hacia el horizonte
inmenso, sabiendo que su caminar
junto a nosotros nos hizo felices y mejores”


El mensaje de despedida y reflexión del Hermano José Luis Arranz, con bellos trazos de poesía recorrió su biografía para luego, su mensaje, ser acompañado con la suave melodía de “un sueño imposible”, grácilmente bailado por dos jóvenes danzarinas haciendo más emotivo el momento: el hermano Santiago era un soñador de ideales, movido por la fuerza de la fe y su confianza en María y Jesús.

"Descansa en paz Hermano querido,
como el Niño en los brazos de su Madre,
abandonado totalmente, como estuviste siempre,
en los brazos de Dios.”


 

Noticias Relacionadas
Bendición Salón San Marcelino Champagnat
Publicado: 2 Noviembre 2017 / 156 Lecturas
Profesor Marista ganó Global Teacher Prize Chile
Publicado: 24 Octubre 2017 / 867 Lecturas
Seminario para Profesores de Religión en ISM.
Publicado: 28 Junio 2017 / 201 Lecturas
Comentarios
comments powered by Disqus
© 2014 Todos los derechos reservados
Creado por Informática & Diseño Maristas Chile