Noticias
Recuperemos el verdadero sentido de la Navidad
Por
Angel Gutiérrez G.
Publicado:
23 Diciembre 2018
Leido 72 veces
Jesús nace para todo ser humano, ¡para todos!
CONTACTO MARISTA. NAVIDAD es el más grande don de un Dios, de nuestro Dios, que ama tanto al mundo que nos envía a su propio Hijo, haciéndose hombre como nosotros, igual en todo, menos en el pecado.
Dios ha salido a nuestro encuentro y está en medio de nosotros: “Y el VERBO se hizo carne, y habitó entre nosotros” (Juan 1, 14).

Hace tiempo que en nuestro mundo consumista, materialista, donde prima la cultura del tener sobre la cultura del ser, se ha perdido el verdadero sentido de la Navidad.

 Ya es hora, estimados lectores, que recuperemos y hagamos recuperar el verdadero sentido de la Navidad.

 Bienvenidas sean las luces, porque el Mesías que nace es LUZ del mundo.
 Bienvenida sea la música, porque el Niño de Belén es una gran alegría. Bienvenidos sean los obsequios, porque JESÚS es toda donación.
 Bienvenidos sean los encuentros, porque el Hijo de Dios es fraternidad.

 Pero recuperemos, sí, el verdadero sentido del Misterio, no lo destruyamos envuelto en consumismo egoísta, ¡ES NAVIDAD!

 Jesús nace para todo ser humano, ¡para todos! Y así nace en cada niño a quien se le niega la vida porque no se le permite nacer.

 Nace en cada enfermo que sufre el gran misterio del dolor. Nace en el anciano que dejó todas las fuerzas, su vida, en el camino.

 Nace en el que muere por el horror del hambre o de la guerra. Nace en el forastero, en el inmigrante, que busca hogar. Nace en el marginado por esta sociedad egoísta.

 Nace en el que no puede reír, privado de su libertad, y víctima de su miseria.

 Recuperemos, si, la NAVIDAD, que es optar claramente por la vida y por la paz, que es optar por la justicia y la verdadera libertad, por el amor y la verdad, que es optar por todo el hombre, criatura imagen de Dios. Salgamos al encuentro del Dios-Hombre, y del hombre-Dios.

 La Navidad es un tiempo en que todos deberíamos volvernos más jóvenes, estirar la sonrisa, serenar el corazón, descubrir cuán amados somos sin apenas enterarnos, amados por Dios, amados por tantos conocidos y desconocidos amigos.

Desde lo más profundo de mi corazón deseo a todos:
FELIZ NAVIDAD Y GOZOSO AÑO 2019.
 

Galería
Noticias Relacionadas
Decálogo y caminos del veraneante cristiano
Publicado: 30 Diciembre 2018 / 68 Lecturas
Seminario para la clase de religión
Publicado: 21 Diciembre 2018 / 110 Lecturas
MARANA-THA: Ven, Señor
Publicado: 10 Diciembre 2018 / 86 Lecturas
Comentarios
comments powered by Disqus
© 2014 Todos los derechos reservados
Creado por Informática & Diseño Maristas Chile
-->